domingo, 11 de febrero de 2018

El Dato .... DOCE MIL PERSONAS EN LA PROVINCIA DE MÁLAGA A LA ESPERA DE UNA VIVIENDA

Meses atrás publicaba una entrada que se titulaba:

Málaga, dieciocho meses sin calificar ninguna vivienda de protección ... (el dato)


En esta entrada aludía al Registro de Demandante de Vivienda que las administraciones locales disponen, y cuyos objetivos como bien indica la Consejería de Fomento de la Junta de Andalucía son:

- Proporcionar información actualizada sobre la demanda de vivienda, permitiendo a las Administraciones Locales y de la Comunidad Autónoma adecuar sus políticas de vivienda y suelo para satisfacer sus necesidades exigentes.

- Establecer las bases para la adjudicación de Vivienda Protegidas en el ámbito muncipal

Objetivos ambos muy obvios de cara a cumplir el derecho de acceso a una vivienda digna y adecuada, así como a la planificación en cuanto a la necesidad de vivienda existente.

Pero lo obvio se convierte en irreal, cuando según el citado registro de demandante de vivienda en enero de este año se alcanzaba la cifra de 11.966 inscripciones activas, lo que supone un 11,38% más que en enero del año anterior 2017. 

Desde la obviedad, el impulso de la administración pública para cubrir esta necesidad de vivienda, debiera de estar desarrollándose, pero por el contrario nos topamos con el duro dato de que durante dos años consecutivos 2016 y 2017, por lo menos hasta septiembre pasado, el número de viviendas protegidas con calificación definitiva ha sido de 0 (CERO). Y nos tendríamos que remontar al año 2015 donde el número de calificaciones alcanzó a las 5 viviendas.

Creo que el dato es demoledor, y como en muchas otras cuestiones debiera hacer reflexionar a las diferentes administraciones públicas sobre las prioridades en cuanto a las políticas desarrolladas y los objetivos alcanzar.

domingo, 4 de febrero de 2018

El dato ... el gasto medio de los hogares un 7% menos que en 2006, con un 16% más dedicado a la vivienda, el agua, la electricidad y los combustibles


En el año 2006 se alcanzó en los hogares españoles un gasto de 30.215 euros por hogar, diez años después y según el último dato publicado por el Instituto Nacional de Estadística, esta cifra ha disminuido en un 7% llegando a los 28.200 euros, lo que en valores absolutos supone más de 2.000 euros menos por hogar.

Pero mientras el gasto por hogar se ha visto disminuido, consecuencia de los menores ingresos que están percibiendo las familias españolas, el importe que tienen que dedicar a los gastos originados por la vivienda, el agua, la electricidad y los combustibles representaron durante el año 2016 un 15,62% más que lo fueron en el año 2006.

El poder afrontar desde el derecho a una vivienda, al resto de necesidades básicas por parte de las familias españolas se convierten en una cuesta difícil de alcanzar para muchas de ellas.

En positivo

Licencia de Creative Commons

Páginas visitadas