viernes, 29 de enero de 2016

Dos caras de la misma moneda


Estos días se han publicado dos informes que vienen a plantear dos realidades muy diferentes, pero a la vez con un denominador común, la desigualdad existente y como ésta sigue creciendo. Uno publicado por la entidad OXFAM, que puedes descargar en: (...) 

Cuyo título “Una economía al servicio del 1%”, nos lo dice todo. Con datos tan contundentes como que el 1% más rico de la población mundial posee más riqueza que el 99% restante de las personas del planeta. O que puedan existir 7,6 billones de dólares ocultados en paraísos fiscales por esa minoría de privilegiados. 

El segundo informe publicado se refiere a la memoria anual, en este caso la del año 2014, de las llamadas Rentas Mínimas de Inserción en nuestro país, al que puedes acceder en: (...)

Al igual que el anterior también ofrece una serie de datos contundentes y que refleja la situación que se está viviendo en España, aunque en este caso referida a ese 99% de personas que se ven obligadas a solicitar este tipo de recurso ante la falta de ingresos económicos para cubrir sus necesidades básicas.

Un informe que nos permite conocer que durante el año 2014 se presentaron 316.206 solicitudes, con un incremento en los últimos cuatro años (2011 al 2014), del 166%. Y que sumando los que fueron titulares de éste ingreso más aquellos miembros de la unidad familiar que dependen de él, la cifra alcanza hasta las 616.885 personas.



Todo ello para obtener un ingreso medio cuya cuantía máxima ha ascendido a los 667,62 euros, y la cuantía mínima a los 418,58 euros mensuales. Importes que en el mismo período referenciado (años 2011 a 2014) se han mantenido casi estable. 



Como digo un informe con importantes lecturas, donde una de ellas se refiere al modelo de tenencia respecto a la vivienda de las personas que acceden a este ingreso. Y donde queda patente el grave problema que en estos momentos existe respecto a la necesidad de vivienda digna y accesible para miles de personas. Con un incremento de más del quinientos por cien de personas que en el año 2011 tenían vivienda propia y se encontraban pagando una hipoteca, al año 2014, y que ante su situación de necesidad tienen que solicitar algunas de las modalidades de renta mínima de inserción, según la comunidad autónoma. Al igual que aquellas que se encontraban en alquiler, pasando de 11.081 personas en el año 2011 a 76.273 en el año 2014.



Estos son sólo algunos de los datos, sin olvidar que detrás de cada uno de esos números son personas con nombre y apellido las que los construyen, con sus historias de vida, con sus ilusiones y proyectos, en muchos de los casos destruidos o sin posibilidades de alcanzarlos por el momento. 

En positivo

Licencia de Creative Commons

Páginas visitadas